El Honorable Concejo Deliberante de Chascomús debió convocar de urgencia a una sesión extraordinaria para éste viernes 21 de febrero. El orden del día consta solamente de cinco proyectos de los cuales se sabe que el último, presentado por el Departamento Ejecutivo de Chascomús, será el que origine el mayor debate. Se trata de la adhesión en Chascomús a la Ley Provincial 15.165 de Emergencia Social, Económica, Productiva y Energética recientemente aprobada. El principal objetivo es que los apremios económicos no pongan en riesgo la prestación de los servicios públicos. Ésa prórroga durará hasta el 31 de diciembre de 2020, con opción a nueva extensión. En éste plazo el Intendente podrá suspender cualquier obra que esté en ejecución. También podrá vender los inmuebles municipales que considere conveniente. El superpoder más polémico será el que faculta a Javier Gastón a afrontar gestiones y erogaciones luego de la condena del juicio conocido como “la rifa del campo”. En éste aspecto y de acuerdo a trascendidos, la Provincia afrontará el juicio pero no los honorarios y gastos administrativos que son los que deberá pagar la comuna chascomunense. Otro punto del proyecto de emergencia social y económica es que congela los sueldos de funcionarios políticos de la Municipalidad hasta el 31 de julio del presente año.